martes, 31 de mayo de 2011

Conmigo no, fundamentalistas de la salud!

La ley del salero es una simple pavada. Nadie va a consumir menos sal por esto. Se busca evitar al "salador compulsivo", pero esta gente normalmente está acostumrbada a comer con mucha sal, así que al probar la comida seguramente solicitarán el salero. Además en general la gente no come afuera todos los dias, el porcentaje de sal que se ingiere proveniente del salero de restaurant es infimo. El menu ejecutivo va  a seguir siendo hamburguesa completa con fritas, pero le voy a tener que pedir la sal aparte, que saludable!  Mozo, una tortilla de papa y chorizo colorado chorreando aceite, pero sin sal eh! Pero eso no es lo preocupante, sino que esto es el inicio de una campaña facista contra las libertades individuales:


Como decíamos acá lo normal es ser sano y comer comida con sal y grasa. La comida dietetica es para quienes hacen dieta y la comida sin sal es para quienes tienen problemas cardíacos o de tensión. Esta moda de tratarnos a todos como enfermos es un invento yanqui para vendernos productos "sanos" que cuestan el doble. Lo único que falta es que ahora me hagan comer a mí pan sin gusto en nombre de la "salud", si yo quiero desayunar bizcochos de grasa y panceta con huevos fritos lo hago, no necesito que el Estado sea mi papá y me diga que es bueno y que es malo.  La comida sin sal o baja en sal se llama así precisamente porque si decís comida a secas se entiende que es con sal, como la consumen todos los seres humanos normales. La "comida sin sal" es un tipo de comida especial.. Si se preocupan por los enfermos que les digan a las panaderías que además fabriquen pan con poca sal, denle la opción a la gente de elegir "comer sano". Pero no me pueden quitar el derecho a elegir que pan comer! ¿Justo cuando por fin se está aceptando que el Estado no tiene derecho a meterse en las decisiones personales de cada uno y prohibirle a alguien fumar marihuana me viene a prohibir comer pan con sal como lo comí toda la vida? Yo no quiero comer pan bajo en sal, quiero comer pan con la sal común que lleva la receta. El que quiere comer comida de hospital que lo haga. Si se quiere cuidar la salud de los enfermos que lo hagan, pero no me obliguen a mi a padecer las consecuencias de un problema de salud que no tengo!. ¿Si empiezan con esto, que van a pedir después medialunas de grasa baja en grasas? ¿Que le pongan menos almibar a las de manteca? ¿Reglamentar el tamaño del churrinche? ¿Bolas de fraile con dulce de leche ser?


Mientras tanto nadie hace nada con los cereales, salsas, alimentos procesados  y alimentos congelados con niv eles de sodio altísimos. Tenemos pobres obesos porque nadie les enseña a cocinar fácil, sano y barato. Si la gente come con sal es precisametne porque es el único condimento que conocen además de la pimienta, el oregano y la provenzal. Pero es mas fácil hacer medidas efectistas y pavas como esta.

domingo, 29 de mayo de 2011

Receta #6: Guisito vegetariano indio


Una receta peronista para salir del apuro y no comer siempre lo mismo.

INGREDIENTES:

BASE POPULAR:
-Arroz
-Curry
-Yogur sin sabor o crema
-Cebolla
-Ajo

PERONISTA DE PERON CON:
-Cubito de caldo de verdura
-Arroz integral
- Huevo
- Vegetales que tengamos en la heladera: papa, brocoli, coliflor, zanahoria, cebolla, verdeo, puerro, espinaca, acelga, aji, berenjena, etc.
-Pimienta de cayena/ají molido

Se pone un poquito de aceite en una olla pequeña y se agrega el curry, si te gusta el ticante ponele pimienta de cayena o ají molido. Es importante cocinar las especias para liberar su sabor, los indios suelen hacer esto con ghee (manteca clarificada), pero con aceite de girasol va como trompada igual.  Mientras tanto se corta la cebolla mas o menos chiquita, en realidad se debería cortar en brunoise, pero es muy poco peronista usar la palabra brunoise, así que vos cortala como quieras, de última si quedan pedazos grandes no pasa nada. Cuando el curry empieza a largar olorcito mandamos la cebolla a la olla  y mezclamos un poco. Después de un minuto agregamos el ajo. Y no me vengan con mariconeadas que me cae pesado, es muy fuerte  o deja mal aliento. Los chinos desayunan ajo crudo y viven 100 años, así que a llorar a la iglesia.  Cuando la cebolla esta mas o menos cocida agregamos el arroz junto con las verduras crudas cortadas en cubitos chiquitos.  Lo dejamos 2 minutos y después agregamos el agua y el cubito de caldo. Con el arroz normalmente se calcula 2 medidas de agua por una de arroz y con el integral es 3 a 1, lea la caja a ver que dice, y sino mejor pongale agua de a poco hasta que vea que está listo. Hay que ponerle la cantidad justa de agua para no tener que colarlo. Dependiendo del arroz demorará entre 10 y 20 minutos en estar listo. Cuando vemos que ya va estando le agregamos un poco de crema o yogur natural, mezclamos y finalmente rompemos un huevo ponemos la tapa, esperamos 2 minutos y a comer. Si se cocina para uno se puede cocinar en una cazuelita y comer directamente de ahí. Rápido, facil, sano y barato, vos que mas querés pibe?

*El curry y la pimienta de cayena se consigue en dieteticas o cualquier super. En realidad no hay un solo tipo de curry, decir "curry" es como decir "salsa"; el curry es una mezcla de especias y se pueden conseguir muchos tipos, si bien en occidente está bastante estandarizado, es cuestión de probar y ver cual gusta mas.

domingo, 15 de mayo de 2011

La cocina de los pueblos, la verdadera cocina nacional y popular

Inventado por los pobres, hoy de moda entre los ricos. Con
un paseo a un baldio y semola para limpiarlos, al alcance
de cualquiera por unas monedas.
No sorprendo a nadie si digo que la cocina nacional y popular es la cocina de los pueblos de las distintas naciones. Los pueblos son los que a través de los siglos fueron tomando los alimentos que tenían a su alcance e idearon la forma de volverlos comestibles, y hasta apetitosos. Si se es rico es muy fácil cocinar un trozo pristino de lomo, sin grasa ni nervios y que salga rico. Pero si se es pobre hay que aprovechar hasta el último rincón del animal, que cualquier bicho que camine vaya a parar al asador y que quede rico, en lugar de lomo hay que conformarse con el estómago de la vaca y hacer buseca, hay que usar la sangre y hacer morcilla. Como dice el chef peronista Anthony Bourdain:

"Cuando los chefs dan lo mejor de si mismos, les gusta transformar el plomo en oro. Es magia para el chef ver entrar al horno ese trozo de carne y hueso crudo, duro, con nervios, gomoso, nadando en un vino de mesa no demasiado bueno y pocas horas después verlo, olerlo y probarlo ya reducida la salsa, convertido en una cocción embrujada, espesa, melosa y maravillosa... se ha transformado.  


Nadie ha comprendido mejor este proceso que los franceses, quienes saben que hacer con cada pie, hocico, viscera y pellejo; con cada recorte de verdura, cabeza de pescado y espina. Porque se han criado con esta máxima fundamental: aprovechalo todo y aprovechalo bien!


¿A que se debe? ¿Por que nosotros y no ellos? Porque estaban obligados a hacerlo. En la Francia del siglo XVIII utilizar los trozos de apariencia detestables no era una opción. Había que hacerlo. Mierda, ellos han resuelto mucho mejor la manera de aprovechar los huesos de ternera, los pies de cerdo, los caracoles, el pan viejo y todos los recortes baratos. De lo contrario se habrían aruinado y muerto de hambre, sin poderse permitir nunca una buena comida para las ocaciones especiales.


(sigue después del salto)