jueves, 16 de mayo de 2013

Café pendiente: la pavada snob ataca de nuevo.

Si hay algo que le gusta a la clase media occidental son los sloganes felices y vacíos al estilo "don't worry be happy" y "love is all you need".  De esta forma vos les podés vender lo que quieras mientras digas que es "para ayudar a los pobres", "por mas democracia", o "para salvar al planeta". Ecologia= bueno, contaminar=malo, no me expliques mas. Como es mas fácil apretar "compartir" en Facebook que ponerse a pensar 40 segundos, todo va para adelante. Y claro, todo muy lindo, pero la mayoría de las propuestas no sirven para nada. Entonces te venden "la hora de la tierra", "democratizar la justicia" o "un café para los pobres", y aplauden todos como burros. "Es por la ecología como vas a estar en contra?!" te postea una hippie desde el Iphone 5 que le regalaron los papis. Porque no sirve para nada PELOTUDA! ¿Cuantos tigres bebé se salvaron por la hora de la tierra? NINGUNO! ¿Vos no sabés que a los mercenarios chinos que cazan tigres para hacer té con los huesos les chupa bastante un huevo que vos apages la luz de tu casa una hora en protesta? ¿Te crees que el lobby petrolero que paga la campaña de Obama va a dejar de hacerlo así de fácil?

Siguiendo estos sloganes inutiles existió un caso de un colegio de Buenos Aires que se puso a "juntar pilas" "para evitar que contaminen", juntaron media tonelada de pilas y llamaron al SEAMSE  para enterarse que en ese entonces no existía centro de tratado de pilas, que concentrar las pilas las volvía aun mas contaminantes y que tener semejante cantidad de pilas juntas en un colegio era una locura porque podían incendiarse y/o explotar en cualquier momento.

Ay, pero que idiotas.

En este contexto, la pavada de moda en Facebook y diarios es el  "Café Pendiente", consistente en que cuando te tomás un café en un bar dejes pago otro para que se lo tome un pobre. "Pagarle un café a un pobre, que gesto de amor, que solidario", si muy lindo todo, pero el precio de un café en un bar centrico va de $12 a $30, y el costo de un café es de entre $ 1 y 2. O sea de tu donación el 95% se lo queda el negocio y el 5% el pobre. Ah, pero algunos bares al pobre además les regalan una medialuna con el café, uuuh paraaaaá!!! En lugar de ganar $20 por taza, solo ganan $ 18, cuanta generosidad!!  Si realmente quisieras ayudar al pobre, dale los 20 pesos del café y listo. Y si el bar fuera tan solidario por cada café que pagás deberían dar cuatro,  y aún así tendrían ganancia.  La hipocrecia y la pavada no tienen límites, se presentan a los bares adheridos a esta campaña como "solidarios" ¿cual es la solidaridad del bar? ¿dejar que les pagues el producto que venden? Ah, no! Permitir que un pobre entre a su local para llevarse el café que vos pagaste! No discriminar a los pobres, ahí está! Que solidarios los bares! Capos totales!

Por otra parte trasladar linealmente algo del hemisferio norte es absurdo. Tomar una bebida caliente cada 2 o 3 horas es vital en el invierno de Boston o Roma. En Bs. As. donde casi no hay temperatura bajo cero no es algo tan importante. Además tanto en Boston como en Roma el café sale 1 o 2 dolares/euros, es una suma insignificante, no son un lujo como acá. Es común ver un homeless comprandose un café en EEUU, en Argentina nunca lo ví. ¡Si con lo que sale un café en un bar una familia cena un alto guiso! El café es una bebida barata e importante para los pobres del hemisferio norte. En el hemisferio sur los pobres tienen otras necesidades básicas insatisfechas mucho mas prioritarias.

"Eh pero es mejor hacer algo antes que nada". Si. Regalarle un Iphone a un pobre es mejor antes que no regalarle nada. Pero es mejor hacer algo bien que hacer algo mal, y requiere el mismo esfuerzo. En lugar del Iphone ofrecele los $4.000 al pobre vas a ver que prefiere. Preguntale también si prefiere $28 o un café con leche en Café Martinez. Pero bueno, es mucho mas cómodo ir a un lugar de lujo como Café Martinez y hacerle al pobre un regalo de lujo e innecesario, antes que ir a  un barrio humilde con regalos humildes y necesarios.

Y si no querés darle plata a un pobre porque tenés miedo que se la gaste en merca y putas, es muy fácil, dale el dinero a algún comedor como Los Piletones de Margarita Barrientos, que al comprar al por mayor y con descuentos, con los $30 de tu café le sirven el almuerzo a 10 chicos.

Regalarle a un pobre un café de $30 es un acto snob, casi insultante, equiparable a cuando CFK le ofrecía lo mas chocha viajar en subte a la jujeña Salustriana, quien le respondió "a nosotros nos hacen falta otras cosas mas buenas que el subte". A Cristina le generaba satisfacción que Salustriana viaje en subte, a Salustriana no. ¿La mujer no tiene para comer y vos le ofrecés un viaje a Buenos Aires para pasear en subte? ¿Vive en la calle y le dás un café de $ 30?

Esto del Café Pendiente no es mas que otro producto del capitalismo salvaje, que nos quiere hacer creer que ser solidarios a través del consumismo es suficiente. "Comprá un producto, ayudá a otro y sentite una buena persona, ya hiciste tu parte para ayudar, eso alcanza." "¿Hay chicos desnutridos en África?  Ni se te ocurra luchar por terminar con los paraisos fiscales, la timba financiera y defender los principios de la redistribución de la riqueza y la justicia social. Vos ya le pagaste un café a un pobre! Hiciste todo lo que podías, no se puede ayudar a todos!". Y te volvés a tu casa con la conciencia tranquila. Si el mundo está mal, no es por tu culpa.

Con esta idea Bono lanzó el Product Red una campaña mediante la cual comprandote productos Ipod, Gap o Giorgio Armani un porcentaje de las ganancias iban para Africa. Buenas intenciones, todo muy lindo, pero invirtieron US$100 millones en publicidad y recaudaron 18 millones. Tanto las compañias como los consumidores se quedaron contentos con ellos mismos, "somos buenas personas, ayudamos", cuando en realidad hicieron poco y nada.  Se quedan todos felices con tal nivel de autosatisfacción que disfrutan el olor de sus propios pedos, como en aquel capítulo de South Park.

 BuyLessCrap.org es precisamente una movida creada para combatir este concepto de "ayudar a través del consumismo", si querés ayudar, ayudá, no hace falta que compres nada. ¿Si gastás $20 en un café sabiendo que al pobre le van a llegar como mucho $5, que es mas importante ayudar al pobre o sentirte bien con vos mismo? Es exactamente lo mismo que compartir cadenas ecológicas en Facebook, como no te importa lo suficiente la megamineria como para ir al Congreso a marchar, lo ponés en Facebook. Como no te importan lo suficientes los pobres como para ayudar a un comedor o una escuela rural, les comprás un café y te sentís que sos Ghandi. Y sos un hipócrita. El camino al infierno está lleno de buenas intenciones.

7 comentarios:

  1. contundente y hermoso post de retorno. saludos desde este humilde blog seguidor.

    ResponderEliminar
  2. Amo tus análisis y reflexiones!
    Porqué será que sólo unos pocos las tienen?.... qué diferente sería el mundo... qué diferente!

    Saludos...

    Penélope.

    ResponderEliminar
  3. Gracias compañeros, Perón cumple Evita dignifica.

    ResponderEliminar
  4. Es un chiste los del cafe o esto es verdad ?? no lo puedo creer !!

    ResponderEliminar
  5. También ahora hay un par de propagandas de agua mineral:

    padre - Vamos al Chaco a ayudar??
    hijo - Naaaa papá! Vamos al super!! Compramos una botellita de mierda y con eso salvamos 1 putisimo metro cuadrado de selva!! No es cool?

    Ese tipo de publicidades me revuelven el estómago, pero van de la mano con lo del "café pendiente"

    Genial tu post, coincido plenamente. Eso de darle "Me gusta" a la foto del negrito senegales y pensar que con eso ayudaste, me hace acordar al "Ya di" de Micky Vainilla. Ahi está mejor que resumido:

    http://www.youtube.com/watch?v=obEdNb8Yf4c

    ResponderEliminar
  6. buenas gente! saben que hace poco ví eso del café pendiente en un cafetero de la calle... el café con la torta (maravilla mendocina de masa grasienta) sale $5 o $6, Comparto lo que decís en la nota, pero en este caso me pareció bueno... ya que le dejás un buen porcentaje también al tipo que vende café en la calle... hasta en los grandes snobismos se pueden ver cosas buenas...

    ResponderEliminar